www.luisprada.com

Regreso a la Página Índice

 

 

 

 

Guerrero

 Espiritual

 

 

 

 

 

  Índice

Para Ti, Guerreo Espiritual, Que Te Arriesgas - Autor Desconocido
Las Cinco Reglas del Combate - Paulo Coelho

El Guerrero de la Luz A Veces Actúa Como el Agua - Paulo Coelho

Para Ti, Guerrero Espiritual, Que Te Arriesgas

Autor Desconocido

El error más grande lo cometemos cuando, por temor a equivocarnos, nos equivocamos dejando de arriesgarnos en nuestro camino.

No se equivoca el río cuando, al encontrar una montaña en su camino, retrocede para seguir avanzando hacia el mar; se equivoca el agua que, por temor de equivocarse, se estanca y se pudre en la laguna.
No se equivoca la semilla cuando muere en el surco para hacerse planta; se equivoca la que por no morir bajo la tierra renuncia a la vida.
No se equivoca el niño que gatea porque quiere caminar; se equivoca el que por temor de equivocarse no gatea y no aprende a caminar.
No se equivoca el hombre que ensaya por distintos caminos para alcanzar su meta; se equivoca el que por temor de equivocarse no camina.
No se equivoca el hombre que busca la verdad y no la encuentra; se equivoca el que por temor de errar deja de buscarla.
No se equivoca el hombre que pierde su vida por jugarla en serio; se equivoca el que por temor de perderla, la pierde en vano sin jugarse nunca.
No se equivoca el pájaro que ensaya el primer vuelo y cae al suelo; se equivoca el que por temor de caerse renuncia a volar y no abandona el nido.

 Sólo temen equivocarse los que no aceptan ser hombre de eso: estar buscándose a mismo cada día, sin encontrarse nunca plenamente.

 Creo que al final del camino el premio no será por lo encontrado, sino por haber buscado honestamente; y el castigo nos será por lo no encontrado, sino por no haber buscado.

 A Ti, Guerrero Espiritual... para que puedas unir el cielo y la tierra  ¡Que el invariable guerrero último siempre te proteja!, que tengas una larga vida, libre de enfermedades, que conozcas la gloria, y que tu primordial dignidad vaya siempre en aumento.  Que tu virtuoso caballo del viento sea eternamente glorificado, más alto cada vez.
Índice

Las Cinco Reglas del Combate

Paulo Coelho, del Manual del Guerrero de la Luz

El Guerrero de la Luz debe recordar siempre las cinco reglas del combate, escritas por Chuan Tzu hace tres mil años.

La Fe: antes de entrar en una batalla, hay que creer en el motivo de la lucha.
El compañero: escoge a tus aliados y aprende a luchar acompañado, porque nadie vence una guerra solo.
El tiempo: una lucha en invierno es diferente a una lucha en verano; un buen guerrero presta atención al momento adecuado de entrar en combate.
El espacio: no se lucha en un desfiladero de la misma manera que en una llanura. Considera lo que existe a tu alrededor, y la mejor manera de moverte.
La estrategia: el mejor guerrero es aquél que planifica su combate.
Índice

El Guerrero de la Luz A Veces Actúa Como el Agua

Paulo Coelho, del Manual del Guerrero de la Luz

El Guerrero de la Luz a veces actúa como el agua, y fluye entre los obstáculos que encuentra.

 En ciertos momentos, resistir significa ser destruido; entonces, él se adapta a las circunstancias.  Acepta sin protestar que las piedras del camino tracen su rumbo a través de las montañas.  En esto reside la fuerza del agua; jamás puede ser quebrada por un martillo, ni herida por un cuchillo.  La más poderosa espada del mundo es incapaz de dejar una cicatriz sobre su superficie.

 El agua de un río se adapta al camino más factible, sin olvidar su objetivo: el mar.  Frágil en su nacimiento, lentamente va adquiriendo la fuerza de los otros ríos que encuentra.  Y a partir de un determinado momento, su poder es total.
Índice